Rosario, Viernes 17 Noviembre 2017
Miércoles, 20 Agosto 2014

La encrucijada del PJ santafesino

Escrito por 

Por primera vez en décadas, el PJ santafesino tiene ante sí la posibilidad de lograr lo que hasta aquí fue y es una entelequia: un marco de acuerdos que le permita volverse competitivo.

Por primera vez en décadas, el PJ santafesino tiene ante sí la posibilidad de lograr lo que hasta aquí fue y es una entelequia: un marco de acuerdos que le permita volverse competitivo electoralmente.

La dispersión actual de las corrientes internas y de los nombres propios, que alcanzaría un lugar de privilegio en el Guinness World Records, queda reflejada de manera pulimentada en los doce bloques que el peronismo ostenta en la Cámara de Diputados, pero que ofrece sus efectos colaterales en la ciudad de Rosario y en la mayoría de los distritos.

El resultado empírico de esa paleta repleta de policromías ha convertido al histórico PJ santafesino en un observador de la realidad más que en un protagonista. De no alcanzar los peronistas un candidato único a gobernador, la historia volverá a repetirse: con poco, el PRO lo relegará nuevamente al tercer lugar y, en ese escenario de tres tercios, el Frente Progresista conservará la gobernación.

La súbita decisión endogámica de Carlos Reutemann —al menos desde lo verbal— de privilegiar la unidad peronista por sobre su apoyo a la candidatura presidencial de Sergio Massa logró que el presidente del PJ provincial, José Luis Freyre, consiga enhebrar en las últimas horas algunos gestos de buena vecindad de parte de otras referencias peronistas, tales los casos de Agustín Rossi, María Eugenia Bielsa, Omar Perotti y Alejandro Ramos, cabezas visibles de los enclaves en los que hoy está parcelado el otrora movimiento nacional organizado.

Pipa de la paz. En la intimidad, Bielsa se queja de lo que llama "operaciones de los dueños de la chequera" que intentan convertirla en un personaje que sólo piensa en su destino individual. "No tiene problemas de ir a la convocatoria, y Freyre lo sabe porque estuvo hablando con él. Y valora el gesto de Reutemann de priorizar al PJ santafesino", dicen cerca de la ex vicegobernadora.

En ese marco, la estrategia de Freyre, en quien quedó depositada la convocatoria a los diferentes sectores, pasa en lo inmediato por llamar a una "mesa de unidad" alrededor de la que deberían estar sentados todos los sectores del peronismo. "Más que a nombres propios la idea es reunir a los diversos sectores que componen el peronismo provincial, desde el reutemismo hasta La Cámpora, pero también a intendentes, presidentes de comuna y sindicatos", admite el titular del PJ, quien coincide en que el curso del tiempo ha producido demasiadas grietas: "Nunca pudimos cumplir lo que nos pedía Kirchner. «Pónganse de acuerdo entre ustedes y díganme que hacemos», nos decía Néstor".

Posible o imposible. Pese a los declamados voceos de "unidad" y "acuerdo", atar voluntades que hoy se referencian en tantos mini liderazgos parece, a priori, una tarea casi imposible de lograr. En su momento, y de esto no hace mucho tiempo, Rossi relativizó las reuniones de diputados y senadores diciendo que el PJ santafesino debería permanecer incólume en su apoyo a las políticas del gobierno nacional y no trepidó en vincular la acción política santafesina con los postulados del Frente Para la Victoria.

Según admitieron varios de los protagonistas, el eterno operador peronista —con cargo en el gobierno nacional— Juan Carlos Chueco Mazzón, convenció a Reutemann y Rossi de priorizar el armado peronista en Santa Fe para evitar un nuevo tercer puesto en la antesala de las elecciones a presidente. "A nadie le conviene que el peronismo santafesino salga detrás del Frente Progresista y del PRO dos meses antes del recambio presidencial, tenemos que ser inteligentes", blanqueó un diputado nacional.

Estrategias y candidaturas. Quedará para una instancia posterior, que no deberá ser muy lejana, la discusión de las candidaturas. Reutemann ha dicho que no es candidato a nada, pero en el massismo sostenían hasta el momento de su toma de distancia con el tigrense que era número puesto para acompañarlo en la fórmula. Si decide repetir una postulación a senador nacional probablemente deberá competir con el actual gobernador, Antonio Bonfatti.

Pese a que es como potencial candidata a intendenta de Rosario donde Bielsa logra una muy interesante masa crítica a la hora de competir con la actual mandataria rosarina, Mónica Fein, la arquitecta rechaza esa opción y observa con mayor interés la idea de ir por la Gobernación. Toda una rareza. Ramos ya hizo pública su intención de ser postulante a la Casa Gris, al tiempo que Perotti sigue sin dar definiciones sobre cuál será su futuro político.

De acuerdo a los antecedentes, la posibilidad de que haya una interna amplia y competitiva adentro del PJ tampoco garantiza para las generales un marco de unidad eterna. "Lo que la interna divide, la general no lo une", dijo en su momento Rossi, quien resultó la primera víctima de la fuga de votos hacia el PRO pese a haber ganado las Paso en 2011. Reutemann coincide hoy con Rossi en ese punto y se muestra partidario de que el justicialismo tenga un solo candidato a gobernador en las Paso, resultado de los acuerdos previos. Esa misma opción fue bosquejada en su momento por Gerardo Rico, titular del movimiento Evita. Una duda sale a la luz apenas se intenta resolver la cuadratura de ese círculo: ¿quién o quienes definirán el nombre de los candidatos? "Como dice Cristina, sapos para todos y todas", graficó el Lole a LaCapital.

Atentos a estas circunstancias y al pasado inmediato, algunos referentes peronistas evalúan la necesidad, incluso, de modificar la ley electoral y presentar un proyecto legislativo para que en las internas se designe solamente el candidato a gobernador o se obligue a integrar las fórmulas futuras con los dos que hayan sacado mayor cantidad de votos.

La suerte de ese proyecto conjetural tendría el mismo destino de fracaso que el que intentaron recientemente algunos referentes radicales y socialistas con la modificación de la boleta única: no se deben cambiar las reglas de juego para acomodarlas como un traje a medida.

El dilema del PRO. Los movimientos son seguidos de cerca por el PRO, atento a que la dispersión justicialista ha gravitado directamente para su crecimiento. Incluso, algunos dirigentes que se mueven cerca de Del Sel no descartan un gran frente político que los contenga con el peronismo, hipótesis que también auspician algunos senadores provinciales de PJ que quieren dispersar competencias en los departamentos. ¿Cómo haría Macri para justificar un acuerdo de esas características en Santa Fe mientras al mismo tiempo se promociona como la Tercera Vía intentando conseguir votos que —a nivel provincial— jamás irían para un candidato peronista?

Pero por sobre las negociaciones en marcha y las especulaciones, resta saber si, al momento de la verdad los caciques peronistas santafesinos decidirán romper su zona de confort individual para ser parte, por primera vez en años, de un proyecto colectivo que vuelva a alambrar la provincia.

El beneficio de la duda es toda una tentación a la hora de pronosticar un resultado de las negociaciones en marcha. También es verdad que la necesidad tiene cara de hereje.

Mauricio Maronna

Jefe de la seccion Política del diario La Capital

Noticias de Encuentro Argentino de Transporte Fluvial
  • Presentación Anuario Hidrovías del Mercosur

    Presentación Anuario Hidrovías del Mercosur En el Marco del XXVII Seminario Internacional de Puertos, Vías Navegables, Transporte Multimodal y Comercio Exterior, el martes 28 de noviembre a las 17.30 hs se presentará el Anuario "Hidrovias del Mercosur". Iniciativa del Instituto de Desarrollo Regional de Rosario[…]

    Leer más...
Noticias de Infrapublica.com

Cotizaciones

Dolar ${dolar_c} / ${dolar_v}
Euro ${euro_c} / ${euro_v}
Real ${real_c} / ${real_v}