Rosario, Domingo 19 Noviembre 2017
Domingo, 26 Enero 2014

Cómo desarmar campos minados

Escrito por 

Cómo empezar a desarmar una bomba. Esa debería ser la prioridad del gobierno nacional ahora que decidió darle elasticidad al cepo cambiario e introducir en escena un goteo de medidas ortodoxas.

Como un déjà vu de otros tiempos y de otros gobiernos, la economía recarga expectativas en un fin de semana convertido en un alud de versiones y deposita efectos en el día lunes. Otra vez.

El gobierno nacional ha consumido en las últimas semanas varios puntos de capital político, el mismo que había intentado sumar desde que la presidenta de la Nación depositó en Jorge Capitanich la inédita tarea para el kirchnerismo de comunicar con pelos y señales aspectos vinculados a la marcha de la administración.

El rápido fin de la luna de miel entre el jefe de Gabinete y la realidad terminó estrujando la idea original de pasar el verano poniendo en el freezer las variables económicas más preocupantes. El dolar y la inflación crecieron casi al mismo ritmo que la sensación térmica, trasladando el zoom desde Capitanich hacia el otro hombre fuerte del Ejecutivo: Axel Kicillof.

El numen del discurso de Cristina el día de su regreso a la cadena nacional pareció extrapolado de otra realidad, de otro país, a tenor no sólo de lo que son las demandas del día a día sino de la propia continuidad de la acción. Unas horas después, Kicillof y Capitanich sorprendieron al país con la decisión de flexibilizar el cepo cambiario.

Acto desesperado o golpe de timón hacia un sinceramiento de la realidad, el gobierno se enfrenta por estas horas a un desafío límite, que tiene que ver con los precios, el nivel de reservas en el Banco Central y la cotización del dólar. En estos diez años de gestión el kirchnerismo ha gobernado casi sin crisis económica, con el único mojón del 2009, y con las velas al viento que le confirieron al inicio del ciclo las "tasas chinas". ¿Cómo afrontará el futuro tras la devaluación de hecho y la necesidad imperiosa de algunas médidas de puro realismo ortodoxo?

En este marco de referencia será clave el rol y la acción de la presidenta, quien el miércoles volvió a las tablas con la táctica discursiva de siempre. Una alta fuente médica consultada en las últimas horas por LaCapital aseguró que Cristina "está muy bien de salud y tiene el alta médica definitiva respecto de su operación en la cabeza". Cuando se consultó al informante sobre los porqués de la ausencia de la presidenta en actos públicos durante más de un mes, el profesional se limitó a responder: "No hay cuestiones médicas que la condicionen".

En Santa Fe —a la par que la baja de la temperatura operó como un bálsamo para el precarizado sistema energético— la política dio nuevas señales de vida de la mano del radicalismo. El ex intendente de Santa Fe y hasta hace poco presidente nacional de la UCR, Mario Barletta, adelantó que su partido presentará candidato a gobernador para enfrentar al socialismo en las primarias de 2015 y ensayó una línea argumental crítica hacia los últimos movimientos del socio en la coalición oficialista.

Se escribió en esta columna de opinión hace una semana que el socialismo tiene con Miguel Lifschitz un candidato instalado, algo que no puede ser imitado hasta aquí por la UCR, que todos los años insiste con la institucionalización del Frente Progresista, algo que los socialistas evitan, sabedores de que sin un código escrito que hable de alternancia tendrán a su merced la candidatura a gobernador en el futuro mediato.

Barletta condiciona su candidatura a gobernador a que se logre la unidad del partido en los próximos meses, tiempo en el que los radicales deberán elegir a su conducción partidaria, hoy ausente de los temas cotidianos y políticos. El propio ex intendente encabezaría una lista para presidir el partido, pero el espeso clima interno y el divisionismo —siempre presentes en la UCR como el polen en la flor— podrían complicar ese deseo.

Algunos radicales le pasan factura a Barletta por no haber concurrido a internas con Hermes Binner para definir la lista de candidatos a diputado nacional y sostienen que sus actuales declaraciones críticas hacia el socialismo no se corresponden con el seguidismo que el partido hizo respecto del PS. "En marzo vamos a dejar conformado públicamente el Grupo del Sur para ser un nuevo factor de peso en el partido, para que el radicalismo debata hacia adónde va el Frente Progresista", adelantaron ayer a este diario. Mencionan entre los socios fundantes de esa corriente interna a María Eugenia Schmuck, Maximiliano Pullaro, Jorge Boasso y Sebastián Chale.

Los corrimientos y reposicionamientos políticos no le cambian la vida a ningún ciudadano santafesino pero serán claves respecto a la sucesión de Antonio Bonfatti. Y, a un año y medio del inicio del proceso electoral, los potenciales nombres para el recambio ya van tomando dimensión propia.

Los movimientos en el radicalismo y la gravedad de algunas cuestiones de la realidad pura y dura de la gestión santafesina (como la inseguridad, convertida en un potro indomable) llevaron a una saga de reuniones entre los principales referentes del socialismo que terminaron con la unción fáctica de Miguel Lifschitz como postulante natural para la Casa Gris, aunque en política nunca está dicha la última palabra.

A diferencia de otros tiempos, quien quiera gobernar Santa Fe en el próximo período deberá contar con antecedentes a la altura del desafío y presentarse en la próxima campaña como garante de un nuevo proceso en el que la seguridad cotizará a valores muy altos.

Quienes creían que la inseguridad era un fenómeno solamente vinculado a algunos barrios calientes y al narcotráfico esta semana comprobaron la debacle de esa teoría. El asesinato a sangre fría de un comerciante en el centro rosarino (Mendoza y Juan Manuel de Rosas) y el reporte cotidiano de episodios violentos demuestran que, como la mancha de humedad, el flagelo ya no admite delimitaciones geográficas y crece de manera exponencial.

Al fin, la política, de la mano de sus gobernantes, tiene que dar respuestas cada vez más satisfactorias a demandas cada vez más urgentes. Necesariamente, esas urgencias deberán interpelar a los partidos y las alianzas de cara al 2015. Pero, en el mientras tanto, esa realidad es la que obliga a los oficialismos a levantar la puntería para mejorar un escenario cargado de nubes negras.

Mauricio Maronna

Jefe de la seccion Política del diario La Capital

Noticias de Encuentro Argentino de Transporte Fluvial
  • Presentación Anuario Hidrovías del Mercosur

    Presentación Anuario Hidrovías del Mercosur En el Marco del XXVII Seminario Internacional de Puertos, Vías Navegables, Transporte Multimodal y Comercio Exterior, el martes 28 de noviembre a las 17.30 hs se presentará el Anuario "Hidrovias del Mercosur". Iniciativa del Instituto de Desarrollo Regional de Rosario[…]

    Leer más...
Noticias de Infrapublica.com

Cotizaciones

Dolar ${dolar_c} / ${dolar_v}
Euro ${euro_c} / ${euro_v}
Real ${real_c} / ${real_v}