Rosario, Domingo 19 Noviembre 2017
Martes, 24 Abril 2012

El comercio rosarino siente la restricción a las importaciones

En algunos sectores comerciales aparecieron inconvenientes en la provisión de productos relacionados con rubros como autopartes juguetes, electrodomésticos y droguería

 
 

El freno a las importaciones está dejando algunos huecos en el stock de mercaderías de varios sectores del comercio rosarino. Así lo admitió la Asociación Empresaria de Rosario (AER), que presentó un informe en el que describe la realidad de los principales rubros que se ven afectados por las restricciones para ingresar productos desde el exterior. La electrónica, la farmacéutica, la tecnológica y la automotriz se encuentran resentidas, y también las jugueterías, que tienen varada en el puerto una buena parte de la mercadería con la que piensan surtirse para afrontar fechas clave de ventas.

Desde la AER comunicaron que el fin del informe que elaboraron es conectar a las empresas afectadas para, a través, de la Cámara Argentina de Mediana Empresa (Came), “agilizar los trámites” de importación. “Primero llegaron las licencias no automáticas (el pedido de permiso para importar). Más tarde se sumaron las declaraciones juradas anticipadas de importaciones, una medida que obliga a los importadores a declarar y justificar el ingreso de productos y mercaderías a la Argentina. Se trata de un doble sistema de autorización previa, cuya decisión final depende, en última instancia, de la Secretaría de Comercio de la Nación. Así, se exige compensar cada dólar importado con producción local. La oficina creada especialmente para la revisión de los permisos daba lugar a la esperanza de los importadores respecto de que la movilización de los trámites sería más veloz”, manifestaron desde la Asociación Empresaria. Según datos de la Cámara de Importadores, se presentan unas 4 mil solicitudes por mes.

“La producción a nivel nacional aumentó según el rubro, pero tampoco fueron números tan grandes. Las fábricas nacionales no dan abasto con el consumo interno, y no están capacitadas para duplicar su producción de golpe, además de la especialización y los recursos con los que se debe contar, como los elementos electrónicos que utilizan los juguetes”. La frase corresponde a Juan Francisco Benzi, el presidente de la Cámara de Juguetes de Rosario. El empresario expresó que la situación es crítica desde hace ya varios años y a pesar del objetivo que tiene este freno, que es el de impulsar la producción nacional, hay elementos de tecnología avanzada para los juguetes que aún no se elaboran en el país.

“Siempre decimos lo mismo pero es la realidad en las jugueterías: tenemos tres fechas clave como el Día del Niño, Navidad y Reyes, si no vendemos en esas fechas se pierde mucho dinero y la producción que tenemos es en su gran mayoría nacional, pero los chicos están muy informados y quieren los juguetes de las películas o series de la tele, o de Disney. Todo eso es importado, como también los que tienen mecanismos electrónicos de cualquier tipo, ya sean los que hablan, tienen música, luces o son dirigidos por control remoto”, expuso Benzi. Ante el freno a las importaciones, la cámara juguetera vio disminuido su stock.

“Tuvimos una gran reunión entre colegas de todo el país hace unos días y se estima que recién en junio se abrirían algunas puertas para que llegue algo de mercadería. El problema es que las últimas grandes compras las hacemos en mayo”, advirtió.

Benzi aseguró que la mercadería faltante “no se puede reemplazar con la nacional” porque “las fábricas argentinas no están capacitadas para ese tipo de producción”. Además rigen las licencias internacionales en mercadería con la imagen de Cars, Ben10, Toy Story o las Princesas de Disney, entre otros.

“No olvidemos que para las vacaciones de invierno se esperan estrenos de películas como Batman, El Hombre Araña, Madagascar y Los Vengadores, por ende, en agosto los chicos van a querer a estos personajes, y no los vamos a tener”, remarcó.

DROGUERÍAS

Por su parte, Miguel Buz, secretario de la Cámara de Droguerías e Insumos Médicos, sostuvo que “las restricciones han generado falta de insumos, por lo engorroso y lento del trámite, ya que los importadores que no presentaron los documentos antes del 30 de enero se desabastecieron de los stocks de rotación”.

“Desde que aprueban, necesitan en el exterior 30 días para la producción y otros 45 días para la nacionalización y puesta en el mercado”, explicó Buz. Es así como ante esta omisión, hoy falta en el mercado material descartable como guantes (que no se producen en el país) y distintas medidas de jeringas, ya que en Argentina sólo se produce un 25 por ciento del consumo nacional”.

ELECTRODOMÉSTICOS

Hernán Calatayud, de la Cámara de Comerciantes de Artículos para el Hogar, habló de la realidad que afronta su sector: “La restricción ha dado lugar a faltas de algunos productos importados y de alta y media tecnología, lo cual genera falta de bienes que perfilan a un público de mayor poder adquisitivo. La ausencia de estos productos ha disparado la venta de otros de menor calidad de origen nacional, produciendo algunas faltantes temporales importantes”. Y agregó: “De hecho, hay preocupación en cuanto a los repuestos de los productos importados y su atención de posventa”.

Según indicó, los faltantes son los productos de alta gama, alta tecnología (lavarropas, heladeras, hornos y anafes), heladeras no frost, planchas de vapor, licuadoras y minicomponentes.

“La lista es amplia, pero también es importante recordar que el reemplazo que se le consigue de fabricación nacional es de más baja calidad y no dispone de competencia que le genere superación en calidad y prestaciones”, aclaró Calatayud. Respecto de cómo se vieron afectadas las ventas en este escenario, indicó: “No podemos tener medición porcentual, pero creemos que se producirá una meseta en las ventas, quizás con una ligera inclinación a la baja que no debería preocupar. Todo este razonamiento es válido siempre que se pueda disponer de mercadería, sea importada o nacional, si las empresas van a tener problemas con insumos, eso podría generar la falta de mercadería y que los números no sean parejos para todos los comercios”.

EN COMPUTACIÓN

En la era de la tecnología existen elementos de computación que se crean en nuestro país pero no todo es Industria Argentina. Desde la empresa Rey Tinta señalaron que hay faltantes de cartuchos e insumos para impresoras desde enero: “La situación venía sintiéndose desde hace tiempo pero el último verano nos golpeó fuerte. Además del faltante de, por ejemplo, cartuchos de tinta, faltan otros insumos, y los que teníamos fueron aumentando su precio cada 15 días, lo cual también generó algunos problemas con los clientes”.
Gonzalo, de Rey Tinta, advirtió: “Por citar una marca, los cartuchos Epson son mexicanos, y sus alternativos son chinos, así que esos usuarios no han podido imprimir con la calidad de siempre”. Sobre cuando abrirán las importaciones, “es un dato que ni siquiera tienen los mayoristas de Buenos Aires”.

AUTOPARTES

En el sector automotriz la situación tuvo tantas curvas como el nuevo autódromo rosarino. En materia de repuestos automotores, el presidente de esta Cámara, Antonio Cacciola, declaró que “la repercusión de las restricciones a las importaciones han sido muy importantes, habida cuenta que los automotores que circulan en nuestro país, en el mejor de los casos, tienen solamente un 30 por ciento de sus componentes de origen nacional y el resto es totalmente importado”.

Consultado sobre faltantes, Cacciola no pudo dar muchos detalles: “Los insumos o bienes faltantes son de todo tipo, desde los más simples, como un tornillo, hasta los más complejos y sofisticados relacionados con la inyección de combustible”.

El empresario tampoco pudo ahondar en los porcentajes afectados, debido al actual uso del material en stock, tanto de los importadores como el propio. “La situación irá empeorando, teniendo en cuenta que también se halla restringida la importación de materia prima necesaria para la fabricación nacional”, expresó.

Por su parte, Marcelo Buzzoni, de Giorgi Automotores, mencionó que muchas marcas de renombre, como “Honda, Kia, y BMW no pueden exportar, por ende no pueden importar”. A su vez, el gerente de ventas explicó que, en el caso de la nueva Ford Ranger (que se fabrica sólo en Argentina, Sudáfrica y Tailandia), se exporta desde el país a otros 160 países y logra un cupo significativo para poder importar”.

De todas maneras, más allá de que esta empresa pueda importar siempre que continúe con sus exportaciones, la restricción ha molestado y molesta. Hemos tenido muchas demoras en cuanto a la entrega de vehículos y sabemos que otras empresas la han pasado peor”.

Info adicional

  • Fuente: ON24
Noticias de Encuentro Argentino de Transporte Fluvial
  • Presentación Anuario Hidrovías del Mercosur

    Presentación Anuario Hidrovías del Mercosur En el Marco del XXVII Seminario Internacional de Puertos, Vías Navegables, Transporte Multimodal y Comercio Exterior, el martes 28 de noviembre a las 17.30 hs se presentará el Anuario "Hidrovias del Mercosur". Iniciativa del Instituto de Desarrollo Regional de Rosario[…]

    Leer más...
Noticias de Infrapublica.com

Cotizaciones

Dolar ${dolar_c} / ${dolar_v}
Euro ${euro_c} / ${euro_v}
Real ${real_c} / ${real_v}