Rosario, Lunes 20 Noviembre 2017
Jueves, 19 Abril 2012

Bonfatti envió el aumento de impuestos a la Legislatura

El ministro de Economía, Angel Sciara, ya había dicho que el "meollo" de la reforma tributaria era el campo. Y ayer lo confirmó el proyecto que el gobernador Antonio Bonfatti mandó a la Legislatura para aumentar la recaudación tributaria de la provincia entre 800 y 1.000 millones de pesos este año y girar a municipios y comunas otros 450 millones. El aumento del impuesto inmobiliario rural oscilará entre el 50 y el 600 por ciento en la pampa húmeda santafesina, segmentado según la cantidad de hectáreas. Mientras que en el caso del urbano será del 60 al 85 por ciento para viviendas con más metros cuadrados, que podrían llegar al 120 por ciento en los barrios de alto rango de Rosario y Santa Fe y de sólo 20 pesos (48 a 68 pesos anuales) para el 47 por ciento de los inmuebles de menor valor. Los retoques incluyen embarcaciones deportivas y las alícuotas del impuesto sobre los ingresos brutos para grandes contribuyentes que facturen entre 30 y 40 millones anuales (del 3,5 al 3,8 por ciento) o más de 40 millones (del 3,5 al 4,2 por ciento). "El objetivo es garantizar un régimen tributario más justo, equitativo y progresivo", informó la Casa Gris. El mensaje del PE ingresó por el Senado, donde arrancará el debate.

La semana pasada, Sciara adelantó que el gobierno pretende triplicar la emisión del impuesto inmobiliario rural, de 200 a 600 millones de pesos anuales. El proyecto que hoy tendrá estado parlamentario propone aumentos segmentados: 50 por ciento (para campos de 50 hectáreas), de 100 a 300 por ciento (entre 51 y 600 hectáreas), 450 por ciento (más de 600) y 600 por ciento (1.800 hectáreas) en la zona de mayor productividad. Mientras que en el centro norte santafesino, los campos que superen las 12.500 hectáreas y hasta 37.500 hectáreas pagarán entre el 400 y el 500 por ciento de incremento.

"El objetivo del proyecto es garantizar un régimen tributario más justo, equitativo y progresivo, que se sustenta en la capacidad de los contribuyentes. Y apunta a actualizar los impuestos sobre el patrimonio", explicó el secretario de Ingresos Públicos, Sergio Beccari. Se trata de que "los grandes propietarios rurales tengan una mayor participación tributaria, tras elevar el valor fiscal de los campos, teniendo en cuenta que los valores vigentes datan del año 1974", agregó. Una de las novedades es la incorporación de un impuesto sobre las embarcaciones deportivas o de recreación cuyo valor de mercado supere los 20 mil pesos. En este caso, la alícuota será del 1,6 por ciento anual para las embarcaciones con un valor entre 20 y 40 mil pesos y una alícuota de hasta un 2,75 por ciento anual de manera progresiva y gradual.

* Ingresos brutos. El proyecto propone gravar la construcción de inmuebles, diferenciando la alícuota según la radicación de las empresas. En el caso de las empresas de Santa Fe se aplicará un 2,5 %. Y las que están radicadas fuera de la provincia deberán pagar un 3,5 %. Esto alcanzaría a las que facturen más de un millón y medio de pesos (unas 300 empresas en total). Las constructoras que facturen menos de esa cifra (alrededor de 7000) no pagaran ingresos brutos.

Beccari dijo que se modificarán también las alícuotas de otros grandes contribuyentes: entidades financieras, compañías de seguros o de telefonía celular, "actividades de gran facturación y de una enorme rentabilidad. Esto significa que el que más capacidad contributiva tiene, sea quien más tribute", explicó.

* Inmobiliario rural. El aumento será segmentado. Hasta 50 hectáreas, el 50 por ciento. (Por ejemplo, un campo de 33 hectáreas en Bouquet, paga hoy 828 pesos anuales y con la reforma pagaría 1.242 pesos anuales. Un campo de 30,3 hectáreas en Alvear, hoy paga 1536 pesos y pasaría a pagar 2.304). Entre 51 y 600 hectáreas, el incremento sería entre el 100 y el 300 por ciento, según la ubicación del campo y el valor de la tierra. Más de 600 hectáreas, 450 por ciento de incremento. Y 1800 hectáreas, pagará el 600 por ciento en la zona núcleo. Mientras que en centro norte de la provincia, los campos que superen las 12.500 hectáreas y hasta 37.500 hectáreas pagarán entre el 400 y el 500 % de incremento. Y en el centro sur de la provincia, los propietarios que superen las 600 hectáreas y hasta 1800 hectáreas pagarán entre 450 y 600 por ciento de incremento.

* Inmobiliario urbano. Becarri destacó "la progresividad y proporcionalidad en la aplicación de los incrementos, respondiendo a un verdadero criterio de equidad y justicia contributiva. El 47 por ciento de los inmuebles tendrán un aumento de sólo 20 pesos anuales (de 48 a 68 pesos por año). Y el resto de las partidas (el 33 por ciento) entre el 60 y el 85 por ciento. Por ejemplo: una propiedad en un barrio residencial de Rosario, cuyo valor de mercado es de 500 mil pesos, de pagar 1084 pesos anuales (90 pesos por mes), pasaría a pagar 1902 pesos (75,45 % de incremento). Y una propiedad en un barrio residencial de Santa Fe, cuyo valor de mercado es de 700 mil pesos, de pagar 1402 pesos anuales pasaría a 2.829 pesos (101 %). Una casa en el centro de Rafaela, cuyo valor de mercado es de 400 mil pesos, de pagar 526,20 anuales pasaría a 914 (74 % de incremento).

En cuanto al 10 % restante, que son propiedades cuyo valor de mercado supera los 2 millones de pesos, pagarán hasta un 120 % de incremento. Así, las propiedades en las zonas de barrios exclusivos de Santa Fe y Rosario, cuyo valor supera el 1,5 millón de pesos, de pagar $5290 anuales (440 pesos por mes), pasarían a pagar 11.640 pesos (120 por ciento).

"Una de las clave de este proyecto ﷓insistió Beccari﷓ es el incremento de los impuestos sobre el patrimonio por sobre los impuestos al consumo. Estos últimos son característicos de un régimen regresivo, ya que hoy el 70 % de los recursos propios de la provincia lo generan el Impuesto sobre los Ingresos Brutos (impuesto regresivo) y solo el 7 % los impuestos al patrimonio (impuesto progresivo)".

"En cuanto a la determinación de los impuestos al patrimonio, en este proyecto tiene su mayor sustento en la adecuación de los valores fiscales de las tierras. Los que rigen actualmente datan del año 1974. La actualización de este valor (tan importante para el Impuesto a los Sellos y para el cálculo del ABL o TGI de municipios y comunas), está vinculada al valor de mercado de los inmuebles. Se intenta recuperar la enorme brecha existente entre el valor real de los campos y su valor fiscal".

Beccari dijo que "estas adecuaciones tendrán una incidencia positiva en la recaudación de los municipios y comunas". Y estimó que "la provincia pretende recaudar entre 800 y 1.000 millones de pesos más, mientras que para los municipios y comunas, alcanzaría la cifra de 450 millones de pesos, a ser coparticipado entre todos los municipios y comunas conforme al índice de coparticipación actualmente vigente".

Info adicional

  • Fuente: Rosario12
Noticias de Encuentro Argentino de Transporte Fluvial
  • Presentación Anuario Hidrovías del Mercosur

    Presentación Anuario Hidrovías del Mercosur En el Marco del XXVII Seminario Internacional de Puertos, Vías Navegables, Transporte Multimodal y Comercio Exterior, el martes 28 de noviembre a las 17.30 hs se presentará el Anuario "Hidrovias del Mercosur". Iniciativa del Instituto de Desarrollo Regional de Rosario[…]

    Leer más...
Noticias de Infrapublica.com

Cotizaciones

Dolar ${dolar_c} / ${dolar_v}
Euro ${euro_c} / ${euro_v}
Real ${real_c} / ${real_v}